¿En qué debes fijarte al comprar dispositivos Apple de segunda mano?

¿No te ha pasado que quieres comprar dispositivos Apple, pero son muy caros? ¿y cada vez que ahorras suben de precio? ¿ya te resignaste a nunca tener uno?

¡Detente ahora mismo! Porque a continuación te traemos la solución: sólo tienes que adquirir dispositivos Apple de segunda mano y créenos, será la misma tecnología por muchísimo menos.

Así que, presta atención sobre en qué debes fijarte al momento de la compra:

¿En qué debes fijarte al comprar dispositivos Apple de segunda mano?

#1 El modelo.

Ya sea un iOS, un iPhone o una iMac, lo más importante es el modelo, ya que en general, lo más actualizado es lo mejor.

Pero es importante saber el modelo ya que eso te dirá el procesador y su capacidad de memoria, qué tal irá con los graficos y hasta la OS X que tiene instalada.

Además, algo importantísimo en torno a los dispositivos de Apple, cuando hablamos de ordenadores: es la memoria RAM.

#2 La batería.

Ya sea un dispositivo Apple en su modelo de ordenador portátil o un iOS o iPad, la batería es un elemento clave, ya que ninguno quiere comprar algo donde la batería esté dañada, abollada, inflada o que dure cinco segundos.

Lo bueno es que las baterías de los dispositivos Apple de segunda mano sueñen garantizar hasta el 80% de su capacidad mínima, por lo menos, los primeros mil ciclos de carga.

Así que, si no te fías, pregúntale al vendedor cuántos ciclos de carga tiene el equipo.

#4 El precio.

Recuerda que al ser dispositivos Apple de segunda mano pueden salirte entre un 30% y 40% más baratos que el dispositivo original, así que asegúrate de averiguar cuánto cuesta el equipo Apple nuevo que quieres adquirir.

Así, sabrás cuándo te están estafando o cuándo están siendo justos con el precio.

#5 Su estética.

Seamos sinceros: nadie quiere pagar por un dispositivo Apple que esté dañado por fuera y que se vea feo ¿te imaginas pagar por un smartphone que tenga teclas desgastadas y arañazos? ¿o por una iMac abollada? ¿rota?

No ¿verdad? Bueno, este debe ser el último aspecto en el que debes fijarte: el estado del equipo debe ser el más normal posible y si tiene algún desperfecto, recuerda exigir un precio menor.

Y hemos llegado al final ¿qué te ha parecido? ¿te ha gustado? ¿te animarías a tener un dispositivo Apple de segunda mano? O mejor aún: ¿ya tienes uno? Si es así  ¡cuéntanos cómo te ha ido!

Comments are closed.